Eres el numero:

Seguidores

martes, 19 de noviembre de 2013

No quiero pasar ni un solo día sin ver tu perfilada sonrisa. No quiero entender un mundo en el que no estés tú. No necesito que nadie me diga que estoy enamorada, porque ya lo sé, lo sé desde el día en que lo vi reflejado en tus ojos, y son ellos mismos, los que me lo recuerdan día tras día, sin excepción alguna. Dicen, que cuando llega la persona verdadera, lo sabes. Y sé que eres tú porque no me ha pasado nada más increíble en mi vida. Me dijeron que todo lo verías fácil a su lado, aunque en realidad no lo fuese. Pero con el paso de todo este tiempo, me he dado cuenta, de como las piezas han ido encajando cada una en su sitio y como los días han ido poniendo a cada uno en su lugar. Y como la vida me ha recompensado de esta manera, ofreciéndome el regalo más maravilloso que podía imaginar.. tú. No necesito que nadie me diga lo que debo hacer, lo que supuestamente necesito hacer, donde debo ir, como debo hacerlo, no. Yo sé que mi sitio esta a tu lado y que si tengo que hacer algo lo haré a tu lado, si necesito algo es a ti, si debo irme será contigo y el como debemos hacerlo ya será algo improvisado. Porque esta es la aventura más emocionante de mi vida, donde todas las razones se reducen a un "te quiero", donde la palabra "amor" no hace justicia a mis sentimientos, porque va mucho más lejos que eso. Mucho más. Cuando estoy a tu lado siento que estoy volando, que puedo volar tanto como desee, e incluso, me haces sentir tan arriba, que tengo la sensación que estoy abrazada por las estrellas, y que la Luna, cada día que pasa, esta mucho más cerca. Porque amar no es mirarse el uno al otro.. es mirar juntos en la misma dirección.
-¿Me querrás hasta el final de mi vida? 

+No, te querré hasta el final de la mía.

- No sé como decírtelo...

- Intenta explicarlo, o tampoco sabes, como de costumbre...

- Es difícil, pero a ver... Siéntate en el columpio, hazme caso, solo así lo entenderás...

- Ya estoy en el columpio, ¿Ahora que?

- Comienza a columpiarte, una vez cogido impulso... cierra los ojos..

¿Notas esas cosquillas en el estomago? A mí no me hace falta columpiarme para sentirlas... las tengo cada vez que te veo, cada vez que me hablas, cada vez que oigo tu nombre...

- ¿De verdad? no sé que decir...

- No pero aun no acaba.. ¡No abras los ojos, sigue cogiendo impulso! Ahora... Suelta una mano..

- ¿Que? ¿Tú quieres matarme?

- Hazme caso, confía en mi.. suelta una mano.. ¿Has visto que sensación? Parece que te vayas a caer, se te corta el aire y se te acelera el corazón. Eso me pasa cada vez que te separas de mi, cada vez que te noto distante.

- Pero...

- No digas nada, no abras los ojos déjame impulsarte, y solo abre los ojos cada vez que estés arriba, y mira al cielo ¿Vale? - ¿Y esto? ¿Cual es esta sensación?

- Solo contigo siento que toco el cielo.

- ¿Tanto me quieres?

- Nunca dejaría de columpiarme..

Todos me dicen '' cambiaste, cambiaste mucho ''  pero no entienden que todos cambiamos. Cambiamos porque sufrimos cambiamos porque cometimos errores y aprendemos. Cambiamos con el tiempo, porque crecemos y maduramos. Vivimos experiencias nuevas y ya no somos los mismos de antes. Cambiamos gracias a algunas personas, las buenas y las malas. Las buenas, que entran en nuestras vidas para mejorarlas, nos cuidan, y nunca se van, y las mañas, que entran para hacernos ilusionar, nos hacen sufrir, y se van. Cambiamos por infinitas razones, pero todos lo hacemos. PARA BIEN, O PARA MAL.


- Creo que no deberías pensar solo en lo malo, imagina las cosas buenas que te podría dar.
+ ¿De verdad lo crees?
- Sí. No te das cuenta de que a veces tienes que ser valiente y decir : Y lo intento, porque es lo que quiero, y todo lo demás da igual.
+ Es fácil de decir.
- Y de hacer, si lo quieres, lucha por ello.
Porque aun que en algún momento hayas sido tú el que me ha hundido,también has sido el que me ha sacado a flote.Por que por muchos obstáculos que haya,vienes a por mí.Me rescatas de la melancolía y de la tristeza.Te quiero por que cuando te digo ¨dejáme,quiero estar sola¨,me ignoras y te quedas a mi lado.Por que cuando descargo mi rabia contigo,no me dices nada,simplemente,me abrazas.Te quiero por que aun que el mundo se estuviera derrumbando en este mismo instante,tu dirías: ¨no te preocupes,todo irá bien¨.Y por muy increible que parezca,te creería,lo sé.Te quiero,por que eres el paracaídas que frena mi caída cuando me lanzo al vacío.Ahora ya sabes por que me encantas.No podría cambiar todo esto.No podría cambiar por nada tu sonrisa.El amor que siento por tí,llega a tal punto,que prefiero vivir un día contigo,que una vida entera sin ti.Por que...¿sabes?Puede que haya cometido muchos errores a lo largo de mi vida,pero si hay algo que volvería hacer irrepetidas veces,sería tropezarme contigo.
Por esa persona que soporta; tu mal humor, tus bromas pesadas, tu bipolaridad, tus problemas y aun asi esta siempre a tu lado.
Me gusta cuando llego a casa y huelo a ti, después de haberme pasado el día a tu lado; me gusta cuando te pasas el día metiéndote conmigo; me gusta cuando me tocas el pelo; me gusta que todo el tiempo que paso a tu lado me parezca poco; me gusta cuando te me quedas mirando como un bobo; me gusta cuando me agarras por el brazo solo para sentirme más cerca; me gusta cuando me cuentas que soy una de las pocas; me gusta cuando me dices que estoy loca; me gustan nuestras risas, nuestros miles de te quieros; me gustan esos besos interminables, como si todo dependiera de ello; me gusta estar a tu lado tardes enteras; me gusta cuando me mandas mensajes; me gusta cuando me dices que te encanto; me gusta cuando me dices que no me valla; me gusta todo lo que haces para quedarnos dos milésimas de segundo solos y besarme y me gustan tus besos, tus abrazos y tú, y no quiero perderte, ya no.
Juega conmigo. Juega y te enseñaré el juego de lo eterno. Dime que sí y ya verás cómo no querrás volver atrás. Dame la mano agárrame fuerte. -¿Me quieres? + Siempre. Entonces cierra los ojos.  Aquí empieza mi juego. No los habrás. Por muchas ganas que tengas, no lo hagas.  Continúa aferrando mi mano con firmeza, tocando mi corazón.  Piensa… Piensa en todos y cada uno de nuestros momentos. Piensa en risas, locuras, pasión… Recuerda todas las palabras que te susurraba al odio. Recuerda la ternura de cada una de ellas.  Piensa en nuestras ganas de soñar. De cumplir todas nuestras promesas del miedo que tenemos a que nos falte vida para cumplirlas.  -¿Sigues con los ojos cerrados? + Sí. -¿Qué harías con todos esos recuerdos? ¿Qué querrías? + Por mí, que fueran para toda la vida. -De acuerdo, abre los ojos. Aquí empieza todo. Nuestro juego. Podemos decidir cuándo parar, o no terminarlo nunca.  Ábrelos. Pero no me sueltes. Y mírame. Mira todo lo que te rodea. Mírate a ti. Somos los protagonistas del mundo. Mira esas gotas de la fuente que no caen, mira ese cuadro precioso del cielo con una bandada de pájaros con sus alas al aire. Mira la sonrisa permanente de ese niño. O aquellas hojas de los árboles a medias de caer. Mira el reloj. Mira el tiempo, ahora es NUESTRO.  + ¿Pero en qué consiste? No me sueltes y camina conmigo. Camina sobre este suelo infinito. Perdámonos como se pierde el horizonte. Huyamos como hace los ladrones. Pero juntos, los DOS. Ahora tenemos el tiempo a nuestra disposición. Tendrás la más bella luna esperando tras tu ventana cuando lo desees, así como una larga e interminable noche de lluvia. Podrás ver tú película de amor favorita una y otra vez sin tener que preocuparte de que las horas pasen. Podrás imaginar conmigo todo lo que tú mente sea capaz de inventar. Todo lo que creíste como imposible, pero que hoy podemos hacer verdad. -¿En qué consiste? En vivir. En hacer todo lo que nos propongamos para estar lo más cerca de la completa felicidad. En recorrer millones de kilómetros hasta alcanzar nuestros sueños.  Consiste en olvidarnos de los problemas aunque sea por un breve instante. Consiste en hacer que todo este tiempo sea PERFECTO. Quiero que esté dedicado únicamente a ti. Porque tú eres mi vida. Eres todo lo que siempre soñé, y por eso no quiero que acabe. Por eso paro el tiempo. Porque por ti soy capaz de hacerlo, capaz de poner a tus pies el MUNDO ENTERO. Capaz de hacerte vivir todo lo que añoras, y volver atrás solo cuando tú quieras. Vamos vente conmigo. Vayámonos, y recorramos cada rincón, espacio detenido. Vayamos y hagamos nuestro todo lo que SIEMPRE QUISIMOS TENER. + Dime, ¿JUGAMOS?
- Cariño, no puedo hacer la promesa de quererte todos los días como te quiero hoy. . .
+ ¿Por qué? ¿No sientes lo mismo?
- No podría cumplir esa promesa. Cada día te querré más de lo que te quiero hoy, y estaré más seguro de que tú eres con quién quiero estar el resto de mi vida.
+ Gracias. Gracias por hacerme sentir la mujer más afortunada del mundo, por sentirme como una de esas princesas de cuento que siempre tienen un final feliz ... ¡Gracias!
- Solo puedo hacerte una promesa, la única que estoy seguro que seré capaz de cumplir. Esto que tú y yo estamos viviendo será para siempre.
¿Recuerdas ese momento, cuando le miras a los ojos y sin más, lo sabes? Que es... él. Que no hay nada más en el mundo, es un instante, una décima de segundo, le miras y de pronto estás completamente segura de todo. Y sí, puede que todo se acabe yendo a la mierda con el tiempo, que toda esa seguridad desaparezca. Pero eso da igual, hubo un instante en el que él, para ti, fue absolutamente todo.
¿Sabes que se siente cuando puedes confiar en alguien, alguien que te da todo su cariño y apoyo, alguien que te entiende, alguien que está atento a tu estado de ánimo, alguien que se preocupa por ti, alguien que te conoce mejor que tú misma, alguien que sabe lo que piensas, lo que dirás o lo que vas a hacer, alguien que sabe tus costumbres, tu letra y tu estilo de ropa, alguien que te da ánimos para continuar cuando ya la fe no permanece a tu lado, alguien que te defiende, alguien que te dice que eres perfecta, cuando en realidad tienes mil y un defectos, alguien que te jura un siempre juntos?
- Pero, ¿cómo puedo saber que lo estoy haciendo bien?, ¿cómo se que no me estoy equivocando?.
- Eso no lo sabrás, no, hasta que lo intentes.. tal vez te equivoques pero ¿y qué más da?, si no lo intentas tampoco lo conseguirás. Y si no lo haces tu, ten por seguro que otro lo hará y quizás ese otro lo consiga.. y entonces te arrepentirás toda tu vida de no haberlo intentado, de no haber arriesgado y créeme.. esa sensación es mucho peor que la dulce satisfacción de haberte equivocado.
- ¡Tienes razón! Debería intentarlo.
- ¿Deberías? ¡HAZLO!
Te aviso. Soy bastante peligrosa en cuanto a los sentimientos. Un día puedo hacerte feliz y al siguiente mandarte a la mierda. Así de fácil. Caí en muchas trampas hace tiempo. Pero he aprendido sus reglas y ahora soy yo la dueña, la que domina y tú el dominado.Y me siento genial siéndolo. Así de fácil y de difícil a la vez. Por eso, te aviso, puedo hacer cosas que nunca creerías que alguien fuese capaz de hacerlas. Pero yo ya no me dejo vencer tan fácilmente por aquellas trampas que me lanzaron al vacío alguna vez. Sabes de sobra que consigo todo lo que me proponga. Así que, no me digas que no te avisé en algún momento y ahora, quiéreme si tienes tantos huevos.
-Parece que siempre hay algo que lo estropea todo, ¿no crees? Algo invisible, que intenta que todo salga mal, y que casi siempre lo consigue.
+¿De verdad lo crees?
-No, lo sé seguro.
+¿Y qué te ha pasado para pensar eso?
-Tú.
+¿Yo?
-Sí, tú. Por mucho que te quiero hay algo que hace que tú no me quieras. Por mucho que te necesito hay algo que hace que nunca estés a mi lado.
+Pero yo sí te quiero, y sí estoy a tu lado.
-Pero no me quieres de la forma que yo te quiero, y no estás a mi lado de la forma en la que yo te necesito.
+¿Y de qué forma es?
-Quererme hasta el punto de ser tu vida, la razón de tu sonrisa, la culpa de tus lágrimas. Necesitarme de forma que estando a mi lado lo único que quieras es abrazarme y no soltarme nunca.
Es imposible no quererlo, es imposible no levantarme todos los días con una sonrisa deslumbrante y acostarme con esa misma sonrisa tonta después de estar con él. Es imposible no pensar una y otra vez en él y me da igual recordar el mismo recuerdo más de cien veces pero yo lo sigo recordando. Y es que no me importa llorar siempre y cuando sea por él, porque yo lo voy a seguir queriendo igual una y otra vez.
+ ¿Por qué crees que dicen que todo lo bueno dura poco?
- Porque te gusta y lo aprovechas tanto que el tiempo pasa rápido, y sin darte cuenta se va y no vuelve nunca más.
+ Que pena.
- No, cada uno tiene su momento, y nosotros tenemos el nuestro ahora.
+ Pues espero que esto entonces no sea muy bueno...
- ¿Por qué?
+ Porque no quiero que esto acabe. Quiero que dure siempre..
Miro hacia atrás y no hay nada que me interese. Hacia delante, hacia delante es donde hay que mirar. Todos los caminos que nos quedan por descubrir, o quizás no, pero juntos, eso sí. Cuando lo sabes de verdad, como lo sabemos ahora, no puedes explicarlo, simplemente lo sabes, y sé que los descubriremos juntos, te lo prometo. A lo mejor no es el camino más fácil, ni el mas correcto..pero es el nuestro.
+¿Por qué lo quieres? -La verdad es que no sabría decirtelo... Es que tiene un no sé que y un que sé yo, que yo que sé que me encanta.
Esque cuando estoy con él se me enrojece la cara, no sé que decir ni que hacer ni nada, digo o hago tonterías para llamar su atención, que me tiro todo el rato riendo porque verle me produce un cosquilleo en la barriga tan grande que no puedo dejar de sonreir, y aunque estemos hablando entre todos, la sonrisa va solamente para él, porque es el único capaz de meterme maripositas en la barriga solo con su presencia cerca mía. Que estoy todo el rato mirando hacia abajo por no mirarle a los ojos y quedarme embobada...
Que bonito es levantarse por la mañana y saber que alguien nada mas levantarse ya esta pensando en ti, que solo se levanta para que cuando tu te levantes este esa frase especial y única cada mañana que te llena de alegría y felicidad nada mas levantarse y no es lo único, si no saber que tienes su apoyo apesar de que este lejos el uno del otro que se preocupa de ti en cada momento y que no sabes como agradecerle todo esto que esta haciendo por ti, por que tu y únicamente tu llenas de vida mis dias y si no te tuviera no sabría que hacer ni como actuar. Por que simplemente eres Tú y únicamente Tú!
Sí, lo tengo claro, voy a olvidarte. Cada día me levanto con la intención de que seas el pensamiento que se escape de mi mente sin intenciones de regreso. Pongo mi mejor sonrisa en mi cara, porque no voy a dejar que veas que sigo pensando en ti. Que sigo queriendo que te acerques, que me abraces y me prometas que todo irá bien... Pero sé que no lo haras, por eso ya no quiero pensarte más. El problema es que yo sé que no es fácil. Porque me mata verte cada día y sentir que nunca signifiqué nada para ti. Me mata pensar en un "¿como hubiese sido?"  y no en un "como es" o en un "como ha sido"... Y lo peor es que ya nisiquiera puedo hablar de esto con nadie... todo me lo quedo yo y lo suelto cuando estoy en casa en forma de lágrimas contenidas que recorren mis mejillas.
Sabes que realmente estas enamorada cuando no puedes dormir por las noches  imaginando un mundo junto a esa persona, cuando sientes nervios minutos antes de verle, cuando aceptas que tiene defectos pero aún así te gustan todos y cada uno de ellos, cuando sientes la necesidad de estar a su lado el mayor tiempo posible, cuando esa personas es la única que puede hacerte reir de la manera mas fácil, cuando al ver su sonrisa inmediatamente sonríes junto a el, cuando sientes aquella felicidad interna en el momento que te dice "te amo" cuando no quieres estar con nadie mas porque estar a su lado es todo lo que necesitas..





¿Sabes qué? Me gusta reír, adoro sonreír, mostrar mi sonrisa al mundo. Que sepan que soy feliz, porque sí, yo también tengo problemas, como todos, pero intento que no me afecten, o al menos, no por mucho tiempo. Te sientes diferente si vas con una sonrisa en la cara aunque estés fatal, incluso acabas creyendo que no tienes problemas. Y cuando sonríes recuerdas que puedes hacer sonreír a alguien y transmitir tu alegría. Es la mejor medicina para los peores días.
''Las cosas más simples, como el verle cada mañana, mirarle fijamente en silencio sin que ninguno de los dos diga nada hasta ese ''te quiero'' inesperado que te hace ser la persona más feliz del mundo, y desearías quedarte ahí, con él, abrazados en ese sofá, el resto de tu vida. Porque es él con el que quieres pasar el resto de tus días, con el que sueñas noche tras noche, con el que desearías levantarte cada mañana y verlo a tu lado, ser lo primero en ver al abrir los ojos. Un simple beso, una mirada, una sonrisa, todo lo que venga de él son momentos especiales y que te daría igual repetir cien mil veces más, porque sí, porque es lo que pasa al estar rotundamente enamorada.''
''- ¿Te puedo contar un secreto?. + Si me lo cuentas ya no será un secreto - Púes entonces será nuestro secreto. Para empezar, me gustaría decirte que cada vez que me despierto me gustaría que estubieses a mi lado. Me gustaría decirte que cada vez que veo una película de miedo, echo de menos tus abrazos. Me gustaría decirte, que no echo de menos tus besos, pero no es asi porque hoy los echo de menos más que nunca. Me gustaría decirte que cada vez que pienso en ti, sin darme cuenta, sonrio inconscientemente como si fuera una completa idiota. Me gustaría decirte que me sé las fotos, los comentarios, la hora que te conectas y cuanto falta para que lo vuelvas a hacer de memoria. Me gustaría quedarme una tarde entera mirando tus ojos y darte tantos besos hasta que tus labios se desgasten. Me gustaría perderme una noche contigo y encontrarnos entre tus sábanas. Pero... ¿Sabes lo que mas me gustaría? Me gustaría no tener que decir nada, me gustaría que tú ya supieras cada una de estas cosas y que cada vez que yo empezara a decir cosas sin sentido, a ponerme pesada, a hablar, hablar, hablar y no parar, me hicieras callar con un beso, y me miraras fijamente. ¿Y de todo lo qué me gustaría sabes lo qué más deseo? A ti.''

miércoles, 6 de noviembre de 2013

No hay razón para sufrir. La única razón por la que sufres es porque así tú lo exiges. Si observas tu vida, encontrarás muchas excusas para sufrir, pero ninguna razón válida. Lo mismo es aplicable a la felicidad.
La única razón por la que eres feliz es porque tú decides ser feliz. La felicidad es una elección, como también lo es el sufrimiento.
Y de pronto llega alguien y le da por cambiar tu vida, por hacerla menos complicada. Poco a poco, día a día, sonriendo y confiando en que lo mejor está por venir. Raro, especial, de ese tipo de personas por las que vale la pena luchar y si hubiera tenido que elegir un final, hubiese sido uno como este, porque tú me has enseñado que la vida no es pasar las hojas del calendario, si no entender que cada hoja de ese calendario es única e irrepetible.
Mi corazón ya se queda pequeño de lo grande que tú eres.

¡ CÁLLATE !  


 conciencia, tu no sabes como sucedieron las cosas.
-         - ¿Lo quieres?
-        - No , lo amo
-      - ¿Y cómo sabes que lo amas?
-          Porque si pienso en él me salen como cosquillas en el estómago, si me toca el corazón se me acelera, si me habla me saca una sonrisa, si suena el teléfono voy corriendo a ver si es él. Porque me despierto cada  mañana con ganas de mandarle un mensaje aun que se que no me responderá, pero se que pensara en mi y al ver su sonrisa en la puerta de mi casa sabre lo que me quiso decir en ese momento, porque sueño despierta , si me besa me hace alcanzar el cielo , como si lo tocase con la punta de los dedos y si me dices un simple te amo, me haces la persona mas feliz del mundo. Porque si estoy con el mi mundo se paraliza, derrepente el tiempo no corre y no puedo pensar en otra cosa que no sea en el , con  sus abrazos me siento segura y me encanta cuando llega con esa carita . apareció de la nada y poco a poco , se convirtió en mi vida es por eso que lo amo .
Dicen que al mal tiempo buena cara, que después de la tormenta siempre llega la calma, pero que al fin y al cabo las cosas nunca cambian. Que todo lo que sube baja, pero que agua que pasa no mueve molinos. También dicen que todo el mundo merece una segunda oportunidad, pero que segundas partes nunca fueron buenas; que quien tiene boca se equivoca y que rectificar es de sabios. Que querer es poder y hace más quien quiere que quien pueda, pero que quien todo lo quiere todo lo pierde, además que de donde no hay no se puede sacar. Que quien no arriesga no gana, que quien la sigue la consigue. Que no por mucho madrugar amanece más temprano, pero que a quien madruga Dios le ayuda. Que si te pica te rascas, que todo lo que escuece cura. Que no hay mas ciego que el que no quiere ver, que a palabras necias oídos sordos pero que a buen entendedor pocas palabras bastan. Que la confianza da asco. Y que quien no corre vuela, que ya se sabe que las apariencias engañan y que por supuesto que no es oro todo lo que reluce. Y mira que quieres que te diga si quien avisa no es traidor, que si te he visto no me acuerdo, y que a rey muerto rey puesto. Que más vale solo que mal acompañado.
Habla por encima del ruido, por encima de los coches y de la lluvia. 
Y no se porqué pero él cambia mi forma de ver el mundo. Me mira y hace que piense en él constantemente. Es el único que me sostiene. 
Y ahora
Estoy lista para soportar todo lo que venga si tú estás conmigo.
Y da igual todo lo demás, porque cuando recuerdas la primera vez que le viste, supiste que podría haber 50 tanques impidiéndote el paso, que tú vas a luchar por él, que te enfrentarías a un ejercito entero por verle en el último segundo de tu vida.
¿Jugamos? Es muy fácil, te explico: Somos dos niños pequeños; Tú tienes un corazón y me lo pasas a mi. Juntos, tenemos que hacer que crezca ¿Sabes cómo? Con confianza, alegría, ilusión. Cuando el corazón tenga un tamaño considerable, tenemos que colorearlo rojo. MUY rojo. ¿Sabes cómo? Con caricias, abrazos, besos. Llegado a este punto, sólo tenemos que pasárnoslo sin que toque el suelo. Cada vez habrá más distancia entre nosotros, si no toca el suelo, esto se irá haciendo más fuerte, y duradero.
Porque nadie puede saber por ti. Nadie puede crecer por ti. Nadie puede buscar por ti. Nadie puede hacer por ti lo que tú mismo debes hacer. La existencia no admite representantes.

Todos se aman en secreto, a escondidas. No tienen tiempo, ni fotos, ni tardes, ni si quiera planes pueden tener. Sus caricias son desesperadas como las primeras, y tristes como las últimas. Hoy sin embargo no se abrazan. Él no puede elegirla, ella llora y nadie nunca lo sabe.
Tengo miedo de perderme, de no saber en que dirección caminar, de perder la luz y vagar por la oscuridad. Tengo miedo de dejar de ser yo, miedo de no reconocer mi reflejo, de perder el norte, el control. Tengo miedo de mirar a mi alrededor y no ver a nadie, de no tener un hombro en el que llorar, un amigo al que escuchar, una vela que soplar. Tengo miedo de la oscuridad, aunque mas miedo me da la claridad, ya que puedo ver venir los duros golpes que esta vida me da.